La cocina botiquín (I): cómo prevenir los resfriados y catarros en invierno

¿No sabes cómo prevenir los resfriados tan típicos en invierno? Entonces este post es para tí. Vamos a enseñarte los mejores remedios para decir adiós a estos molestos catarros para siempre.

Hace frío. Es innegable. Y ha venido para quedarse unos cuantos meses. Por eso, además de abrigarnos por fuera, debemos abrigarnos por dentro.

Aunque pueda sonar extraño, si lo pensamos, es bastante lógico. Es el momento de encender el horno, volver a los platos de cuchara, a las infusiones y a las bebidas calientes.

Este calor interno de la comida no sólo nos reconforta, sino que es una de las mejores maneras para prevenir los resfriados. Podemos potenciar aún más sus efectos, añadiendo a nuestra dieta algunas plantas, alimentos y especias a diario.

Además, en caso de sentir que nos ha calado el frío o la humedad, siempre podemos echar mano de algunos remedios caseros que nos evitarán recurrir a los medicamentos innecesariamente.

Hoy te explicaremos cómo protegerte del frío y hacer frente a las bajas temperaturas.

Calentar cuerpo y espíritu para prevenir los resfriados

A continuación, enumeramos una serie de remedios excelentes para entrar en calor y ayudar a prevenir los resfriados.

Infusión de canela y regaliz

Hervir canela en rama y raíz de regaliz 10-15 minutos. Dejar reposar y colar. Ambas calientan el cuerpo, ayudan a prevenir los resfriados y “entonan”.

Es una infusión dulce y sabrosa perfecta para empezar el día, especialmente para quienes padecen acidez estomacal. También es adecuada para los que tienen tendencia a tener la tensión baja o alteraciones del azúcar en sangre (hiper o hipoglucemia). Se le puede añadir, además, piel de mandarina ecológica.

Jengibre

Se pueden cortar unas rodajitas y hervirlo. Después se deja reposar y se sirve con media cucharadita de miel de buena calidad y limón.

El jengibre activa la circulación, calienta rápidamente el cuerpo y es excelente para prevenir los resfriados. Ayuda también a digerir, en casos de deficiencia de jugos gástricos, levanta el ánimo y favorece la expulsión de mucosidades.

Podemos incluirlo en esta época en nuestros platos de una forma muy sencilla. Sólo hay que rallarlo y exprimir la pulpa con las manos en cremas, aliños, arroces, etc. Para los fans de los zumos caseros: licuar zanahoria, manzana o pera y un trozo de jengibre fresco.

Las personas muy cansadas o extremadamente frioleras, pueden probar a hacer lo siguiente:

Rallar un trozo de jengibre, disponerlo en una gasa atada o paño fino e introducirlo en una olla con 4-5 litros de agua recién hervida. Empapar una toalla en la infusión y colocarla en la zona de los riñones. Cambiar la toalla antes de que esté fría. Repetir varias veces y mantener a la persona siempre bien abrigada.

También es útil en muchos otros casos como aplicado en las articulaciones con artrosis.

“Sopa” de miso

Esta receta es otro remedio excelente para prevenir los resfriados. No es necesario hacer la sopa de miso propiamente dicha. Simplemente haz un consomé, disolviendo 1 cucharadita rasa de miso sin pasteurizar en una taza de agua muy caliente. Este caldito es  perfecto si quieres empezar el día con una bebida caliente pero salada. También es un buen aperitivo y ayuda a contrarrestar el exceso de harinas refinadas, dulces, frutas, congelados, lácteos o bebidas alcohólicas.

YogiTea Classic

El YogiTea Classic se puede encontrar en bolsitas o suelto. Tiene un potente sabor a canela y jengibre. Si  lo prefieres,  puedes servirlo con una nube de bebida de avena. Es ideal para aumentar la temperatura corporal y evitar los resfriados.

Yogi Tea classic

Mostaza, laurel y orégano

Añadidos a nuestras sopas y guisos, nos ayudan a aumentar el calor interno, a la vez que mejoran el sabor de nuestros platos.

Equinácea

En cápsulas, extracto o infusión, la equinácea se toma durante 3-4 semanas para fortalecer las defensas y prevenir los resfriados, gripes e infecciones. Si se desea repetir, descansar un mes y volver a tomarla el tiempo indicado anteriormente.

vi_25250_407544_829717

Estos fueron nuestros consejos para prevenir los resfriados y catarros en invierno. En este otro post también puedes ver cómo curarlos, cuando ya es demasiado tarde para prevenir. También te recomendamos consultar nuestra artículo sobre los remedios contra manos y pies fríos.

Añadir Comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar